México.- En una sesión histórica y bajo una serie de medidas de higiene y “sana distancia”, los senadores acudirán hoy al recinto de la Cámara Alta para aprobar la Ley de Amnistía. Pese a que la propagación del coronavirus Covid-19 podría alcanzar su punto más alto en el país esta semana, Ricardo Monreal, líder de la Junta de Coordinación Política (Jucopo) del Senado, aseguro que es indispensable y por cuestiones de humanidad la liberación de presos en las cárceles mexicanas ante esta emergencia sanitaria.

Señaló que este será el único punto en el orden del día, pese a que integrantes de partidos de oposición solicitaron integrar a la discusión una iniciativa de Ley de Emergencia Económica o un protocolo para sesionar vía remota.

“Lo que planteamos, incluso hay recomendaciones de organismos internacionales, de que haya preliberación de las personas vulnerables y eso es lo que estamos atendiendo, por eso decidimos plantear eso como único tema, concluir el proceso legislativo con la discusión y aprobación de la Ley”, detalló en un mensaje a medios transmitido a través de sus redes sociales.

LEE TAMBIÉN: Liberan a más de mil reos en Edomex por riesgo de contagio

En septiembre de 2019 el presidente Andrés Manuel López Obrador presentó llamadas iniciativa ante la Cámara de Diputados para expedir a Ley de Amnistía que beneficiaria a mujeres criminalizadas por realizarse un aborto y los médicos o parteras que participaron.

Esta ley también apoyaría a personas indígenas que no tuvieron oportunidad de una adecuada defensa, y a presos políticos o de consciencia, acusado por delitos inverosímiles.

Jóvenes relacionados con delitos contra la salud, ya sea porque son consumidores acusados de narcomenudeo o porque se vieron obligados a participar en hechos ilícitos frente a su situación de pobreza o bajo amenaza, son también el objetivo de esta Ley.

Estas medidas procederí­an bajo ciertas condiciones, como que los candidatos no sean reincidentes, que su sentencia no sea por homicidio, lesiones o secuestro; que no hayan utilizado armas de fuego.

Tampoco serán beneficiados las personas que hayan sido acusadas por abuso o violencia sexual contra menores, delincuencia organizada, homicidio doloso, feminicidio, violación, secuestro, trata de personas, robo de casa habitación, uso de programas sociales con fines electorales, corrupción tratandose de los delitos de enriquecimiento ilícito y ejercicio abusivo de funciones.

La aprobación de esta Ley podría beneficiar entre cinco y seis mil personas, apuntó Monreal.

Sin embargo, el senador hizo un llamado a aplicar medidas de amnistía e indulto por parte de los gobiernos locales a los personas presas por delitos del fuero común.

“Si los estados no preliberan y no conceden indultos porque recordemos que todos los que son sometidos a proceso penal en el fuero común o que se cometen delitos del fuero común, esos son facultad del Ejecutivo local, es decir, de los gobernadores.

Si los gobernadores no duplican esta acción que el Presidente de la República está realizando la tarea se quedará corta y no será tan ambiciosa como muchos quisiéramos”, apuntó.