#Guerrero

«Si quieres vivir, cómete la mierda», gritaron captores contra Obtilia

La activista indígena declaró que “me da mucho miedo porque no están detenidos los que hicieron esto. Andan libres y son los que nos escuchan primero».

Por Redacción, 2019-02-28 15:32

México.- Obtilia Eugenio sabe que es un milagro que este domingo haya celebrado su cumpleaños número 42. Está viva, pero la pesadilla aún no termina. Después de cuatro días en cautiverio, sometida a golpes y amenazas, una profunda sensación de miedo embarga a la activista de Guerrero. Tras su liberación, la mujer mixteca pasa las noches en vela, sufre crisis de ansiedad y tiembla cada que viaja en automóvil.

“Me da mucho miedo porque no están detenidos los que hicieron esto. Andan libres y son los que nos escuchan primero. No duermo, me pongo a llorar y mis hijos me dicen ¿qué te pasa mamá?”, relata entre sollozos. El vacío de medidas de protección para ella y para su compañero Hilario Castro atiza los temores de la líder indígena.

Esta incertidumbre marca un calvario que inició con amenazas por teléfono. Tras recibir estos mensajes, la activista y concejala del municipio de Ayutla decidió huir junto con Hilario hacia Chilpancingo. Su intento fue frustrado. La mañana del 12 de febrero, un comando armado interceptó su vehículo y los secuestró.

“Ahora sí te aguantas la verga, ¿por qué te metiste con nosotros?”, le gritó uno de los agresores mientras la sujetaba del cabello y la obligaba a abordar una camioneta con vidrios polarizados.

A Obtilia se le quiebra la voz al recordar los días de su secuestro. Con los ojos vendados y las manos atadas, la defensora indígena soportó una agonía escrita a punta de golpes y de amenazas. “Si quieres vivir cómete la mierda”, le decían cada vez que le llevaban de comer. A veces un trozo de pan, a veces una torta y un vaso con agua. Después, más gritos y más golpes. Obtilia creía que Hilario había sido asesinado e imaginaba que en cualquier instante la matarían a ella. Paralizada por el miedo, solo atinaba a rezar. “Mi abuelito sabía de costumbres y me decía ‘por cualquier cosa tú tienes que acordarte de la oración’ y yo me mantenía así, pero tuve mucho miedo”, admite.

Las plegarias de la defensora de derechos humanos fueron escuchadas. Los secuestradores liberaron a los activistas esa misma semana. Obtilia detalla que antes de ser liberada sus captores le impusieron tres condiciones: que no presentara ninguna denuncia, que les pagara cien mil pesos en un plazo de un mes y que volviera a Ayutla sin armar escándalo. Tras las advertencias fue abandonada en una carretera cercana al municipio de Tierra Colorada. Ahí estaba Hilario, inmóvil y con la cabeza agachada. Minutos antes había salido de su propia historia de terror con las mismas advertencias que su compañera. Juntos caminaron al zócalo municipal y se refugiaron en un hotel hasta que llegó el esposo de Obtilia a su auxilio.

Ambos libran ahora otro tipo de batalla: superar el trance que supuso el cautiverio.

Hilario confiesa que a más de una semana de haber recuperado la libertad todavía siente que tiene una venda en los ojos. Tampoco consigue conciliar el sueño. Por las noches lo persiguen los momentos más dolorosos de su secuestro. “A cada rato venían y me decían que me iban a matar”, recuerda el activista de 34 años. “No estoy libre, las amenazas son muy duras. De lo que nos pase a nosotros y a nuestras familias hacemos responsables directamente a las autoridades porque ellos tenían conocimiento de las amenazas que recibíamos y no hicieron nada”, denuncia.

Con más de dos décadas comprometida con la defensa de derechos humanos de las comunidades indígenas, Obtilia había lidiado con amenazas y pérdidas fatales de compañeros. Nunca antes, sin embargo, había estado tan cerca de la muerte.

En lo que va de 2019, siete defensores han sido asesinados en México, según la oficina de Naciones Unidas en el país. El homicidio más reciente fue el de Samir Flores, tiroteado la semana pasada en el Estado de Morelos. El sacerdote mexicano Alejando Solalinde asegura que este saldo es el reflejo de una “simbiosis nefasta” que ha existido por años entre el crimen organizado y el crimen autorizado, este último caracterizado por la protección que los gobernadores y políticos otorgan a las bandas criminales.

Obtilia e Hilario no vieron el rostro de sus agresores. Están convencidos de que el móvil de su secuestro apunta a las denuncias que la mixteca hizo, como integrante del Concejo de Ayutla, sobre una obra eléctrica bajo sospecha de tener nexos con el narcotráfico. Estos indicios, que públicamente han dado a conocer los activistas indígenas, no han servido para la captura de sus atacantes. Tampoco se han aplicado las medidas cautelares que el gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo, prometió horas después de la liberación. Sin esas garantías, advierten, no podrán continuar con su labor como defensores. “Ahora lo que le pase a nuestra familia será responsabilidad del Estado”, señala Obtilia.


Este texto fue tomado de: https://elpais.com/internacional/2019/02/28/mexico/1551380578_529134.html

#Acapulco

Acamotos aumenta la basura; recolectan más de 8 toneladas

Durante la limpieza realizada fueron encontradas solo algunas botellas de vidrio, pese a que la venta de ellas fue prohibida en los centros de autoservicio.

Por Elibeth D Nicolas, 2019-05-18 14:09

Acapulco, Guerrero.- El director de saneamiento básico, Juan Carlos Manrique García, afirmó que durante estos dos días del festival del Acamotos 2019 han recolectado más de ocho toneladas de basura.

En entrevista, Manrique García mencionó que durante la limpieza realizada fueron encontradas solo algunas botellas de vidrio pese a que la venta de ellas fue prohibida en los centros de autoservicio.

«Se han recolectado hasta el momento más de ocho toneladas de basura durante estos dos días de Acamotos y este día se espera se recolecte más, porque hay mayor afluencia de visitantes», expresó el funcionario.

Mencionó que el operativo de limpieza se realizó en punto de las 5 de la mañana y concluyó hasta las 11 del día, desde la zona Tradicional a Diamente, donde estuvieron coordinándose las diferentes dependencias municipales para poder dejar un Acapulco limpio y agradable.

La limpieza integral se llevó a cabo a través de pipas de agua y maquinas a presión.

Durante la conclusión de la limpieza, indicó, fueron dejadas algunas brigadas que estarán apoyando con la supervisión de los lugares para que no se acumule la basura y le den una mala imagen al puerto.

#Guerrero

Tlachinollan y CRAC pedirán a SCJN que reconozca justicia indígena

Esto para dejar sin efecto las reformas aprobadas por la legislatura local saliente de mayoría priista que afecta los sistemas de seguridad tradicionales.

Por Luis Jijón León, 2019-05-18 13:37

Guerrero.- Los representantes de Casas de Justicia de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias de la Policía Comunitaria (CRAC-PC) y el Centro de Derechos Humanos de la Montaña Tlachinollan se reunirán con ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) para solicitarles que reconozcan los sistemas de seguridad y justicia de los pueblos indígenas y dejen sin efecto las reformas aprobadas por la legislatura local saliente de mayoría priista.

Esto, luego que la SCJN desechara una, de las dos controversias constitucional que interpusieron contra la reforma a la Constitución local y la Ley 701 aprobada por la legislatura saliente en la que se suprime el término policía comunitaria o rural, y establece que las resoluciones que emitan los sistemas comunitarios deberán de ser del conocimiento de jueces del Poder Judicial del estado, explicó el presidente de Tlachinollan, Abel Barrera Hernández.

El lunes realizarán una marcha en la Ciudad de México que culminará en la SCNJ donde se reunirán con los ministros para pedirles que no desechen la controversia que aún está pendiente por analizar.

Barrera Hernández dijo que la reforma a la Constitución aprobada en la legislatura pasada vulnera los derechos de los pueblos indígenas, y la forma en cómo se procedió fue ilegal pues no se realizaron consultas, “los derechos que ahora están plasmado son regresivos, no se está manteniendo el reconocimiento del Sistema Justicia de los pueblos indígenas”.

Advirtió que de desechar la controversia constitucional los pueblos indígenas van a quedar en un estado de indefensión, por ello, los integrantes de la CRAC manifestarán su preocupación ante los ministros.

“Para que la Suprema Corte reconozca a los pueblos indígenas su derecho a que se les tiene reconocer como parte de los sistemas normativos reconocidos por nuestra Constitución”, dijo.

En la reunión con los ministros participarán representantes de las cinco Casas de Justicia de la CRAC y en la parte jurídica Tlachinollan. Solicitaron al Instituto Nacional de Pueblos Indígenas elabore un amicus curiae-presentación realizada por terceros ajenos a un litigio- para reforzar la argumentación y demostrar que con la reforma se vulneraron los derechos de los pueblos indígenas, y es un retroceso.

Las dos controversias constitucionales, una de ella desechada, fue interpuesta por la síndica de Malinaltepec, en la Montaña, Evangelina Martínez. El municipio es gobernado por Morena.

#Guerrero

Mujeres toman las armas contra violencia de Los Ardillos en Chilapa

Empuñando armas de fuego, algunas de ellas con bebés en brazos, las mujeres recordaron que el mes de diciembre del 2018 tuvieron que huir de sus hogares y refugiarse en Rincón de Chautla.

Por Alejandro Ortiz, 2019-05-18 09:25

Guerrero.- Un grupo de mujeres, sobrevivientes de enfrentamientos y desplazadas por la violencia, tomaron las armas en la localidad de Rincón de Chautla, municipio de Chilapa, contra el grupo delictivo de Los Ardillos.

En una serie de vídeos difundidos por la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias-Policía Comunitaria-Pueblos Fundadores (CRAC-PC-PF), mujeres originarias de Paraíso de Tepila, reclamaron la falta de apoyo por parte de los tres órdenes de gobierno.

Empuñando armas de fuego, y algunas de ellas con bebés en brazos, las mujeres recordaron que el mes de diciembre del 2018 tuvieron que huir de sus hogares y refugiarse en Rincón de Chautla, debido al ataque del grupo criminal de Los Ardillos, que opera en la Montaña baja de Guerrero.

El ataque del 2018 dejó también a 12 personas desaparecidas, la mayoría de ellos menores de edad, y hasta el día de hoy no existen acciones oficiales de búsqueda por parte de las autoridades de justicia.

«Le hacemos un llamado a los tres órdenes de gobierno que fuimos atacados por la delincuencia organizada conocida como Los Ardillos, nos enfrentamos a tiros y duró una hora el enfrentamiento», leyó Rosaura Germán, comandante de la CRAC-PC-PF.

El grupo de Los Ardillos que opera en esa zona de Guerrero, es señalada de estar encabezada por Tranquilino Palatzin, coordinador de la Policía Comunitaria por la Paz y la Justicia, grupo que en 2015 tomó Chilapa y ocasionó decenas de desapariciones.

Las mujeres comunitarias reclamaron que hasta el día de hoy no existe reparación del daño hacia las víctimas del ataque del grupo delictivo, por lo que urgieron a atenderlas, brindar apoyo, buscar a desaparecidos y establecer verdadera seguridad en la zona.

«Dejamos todo por el miedo, salimos huyendo del lugar por el miedo, sin comida, sin ropa, sin cobertores, todo dejamos».

«Los desplazados le escribimos al presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, y a la Guardia Nacional que den atención a nuestras demandas ya que nos encontramos refugiados en Rincón de Chautla».

Otra de las mujeres víctimas de la violencia, y que se levantó en armas contra Los Ardillos, destacó que llevan 4 meses «atacados por 200 sicarios del grupo delictivo Los Ardillos y no hemos recibido ningún apoyo de los tres niveles de gobierno».

Finalmente, una menor de edad toma la palabra y pide la intervención oficial para restablecer la paz en esa zona de Guerrero, conocida por la disputa entre bandas delictivas contrarias. Al terminar de hacer uso de la palabra decenas de niños juegan con botes de plástico.

Los vídeos habrían sido grabados en la cancha de Rincón de Chautla. La serie de imágenes circulan a una semana de que un grupo de niños, víctimas de la violencia, anunciaran su adhesión a las acciones de seguridad de la policía comunitaria.