Acapulco, Guerrero.- En colonias de Acapulco catalogadas como de alta incidencia delictiva, grupos de la delincuencia organizada impiden abiertamente que se lleve a cabo el censo para los programas federales, mismo que debería quedar listo para fines de febrero.

Brigadistas denunciaron que han escuchado disparos de armas de fuego y se han encontrado a personas armadas que les dicen “hasta aquí llegan”.

Por este motivo, los brigadistas utilizan grupos de WhatsApp en donde comparten su ubicación por el problema de la inseguridad.

Ante el problema de inseguridad en la región, 20 mil hogares en las colonias Zapata, Renacimiento, Antorcha, Cuauhtémoc, Nueva Era y secciones de La Jardín, no serán censadas.

Desgraciadamente, los 140 brigadistas, en muchos de los casos, no podrán censar algunos de los hogares en donde habitan personas con grandes necesidades de apoyo.