México.- Hasta 2024 será elección por voto universal y secreto de la dirigencia del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE).

De acuerdo con Alfonso Cepeda Salas, secretario general del gremio, hasta esa fecha se convocará a un congreso nacional en el que se reformen los estatutos.

En conferencia de prensa, comentó que desde 1992 la elección de los dirigentes del SNTE es por voto secreto, directo y nominal.

“Tenemos el voto universal, pero ordenado de manera estructural, no un voto universal donde se instalan urnas en una escuela o una colonia y van ahí todos los maestros a votar, eso no lo realizamos, no lo hemos puesto en práctica”, dijo.

En cuanto al mecanismo para garantizar que sea un voto libre y se respete la decisión de los maestros reconoció que aplicar la reforma estatutaria no es tan fácil y no hay fechas fatales, toda vez que se ratificó la permanencia de la actual dirigencia hasta febrero de 2024 conforme al estatuto vigente.

Destacó que en ese gremio caben todos, pero ninguna persona lo puede reclamar como propio. “El despotismo, la autocracia, el autoritarismo, ya no tienen cabida en esta organización”, acotó.

Cepeda Salas fue cuestionado sobre el posible retorno de Elba Esther Gordillo a la dirigencia a lo que respondió que ni él ni la dirigencia sindical que lo acompaña –elegida en febrero de este año y que fue ratificada– “tene­mos pensado pedir licencia, y los car­gos sindicales son irrenunciables”.

Comentó que muchos de los líderes del SNTE y él mismo “esperamos más de 20 años para cumplir este sueño, dirigir uno de los sindicatos más grandes del mundo, pues aseguró que cuenta con más de 2.3 millones de trabajadores de la educación afiliados”.

Asimismo, comentó que se reunirá con el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, para hacerle ver las demandas del gremio, y afirmó que buscará un acercamiento con la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), pero no aclaró que será con la corriente moderada”.