Guerrero.- Este viernes podría concluir el paro de labores de los trabajadores sindicalizados del Congreso local, adelantó el dirigente de la sección 55 del Sindicato Único de Servidores Públicos del Estado de Guerrero (SUSPEG), Lenin Hernández Mena.

Entrevistado en el campamento que mantienen desde hace 25 días afuera del Congreso, Hernández Mana dijo que esta tarde tendrán la última negociación con el secretario de Servicios Financieros, Nezahualcóyotl Bustamante Santín, luego que ayer la Junta de Coordinación Política (Jucopo) les propusiera un incremento salarial del 8 por ciento.

El dirigente sindical adelantó que buscarán que el incremento sea del 9 por ciento, y en caso de quedar en 8 por ciento buscarían compensarlo.

“Es posible que ya hoy quede finiquitado este conflicto laboral-sindical, seguimos en las pláticas, anoche tuvimos una asamblea con los trabajadores y se hicieron algunas propuestas, pero seguimos haciendo los consensos. Espero que el día de hoy quede resuelto”, dijo.

“Independiente del porcentaje de incremento que podamos alcanzar en la última negociación en esta lucha no hay vencederos ni vencidos, porque tanto de una parte como de la otra se flexibilizaron las cosas y no quedó ni una propuesta ni la otra (la exigencia en un primer momento de los trabajadores fue de 13 por ciento de incremento)”.

Dijo que los trabajadores continuarán trabajando de manera responsable y no tienen problemas personales con ninguno de los diputados y los comentarios que se hicieron de ambas partes fueron en medio del conflicto. Confió en que la relación siga de manera respetuosa.

Debido a la toma del Congreso, los diputados sesionaron en sedes alternas durante tres semanas, la última fue ayer en la sala del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) en el centro de Chilpancingo, hasta donde llegaron los trabajadores y protestaron.

Luego de la protesta los trabajadores se reunieron con la Jucopo donde se encuentran representadas todas las fuerzas políticas al interior del Congreso quienes ofrecieron el incremento del salarial del 8 por ciento.