Acapulco, Guerrero.- Tortillerías que no cumplen con medidas sanitarias para evitar contagios de Covid-19 fueron suspendidas por autoridades de Acapulco apoyadas por elementos de la Marina y Guardia Nacional.

 

El director de Regulación, Control y Fomento Sanitario, René Talavera Rebolledo, informó previamente los encargados de los establecimientos suspendidos fueron notificados sobre las medidas que debían cumplir para poder operar, entre ellas contar con un despachador y un cobrador, ambos con cubrebocas y mandil permanente; marcar en el suelo la medida de sana distancia entre los consumidores y tener un dispensador de gel antibacterial.

 

Por no cumplir con estas indicaciones los establecimientos “Insurgentes”, ubicado en avenida Solidaridad del fraccionamiento Hornos Insurgentes; “La Oaxaqueña” y “La Pasadita, ambos localizados sobre Baja California, así como “Cruz Grande”, sito en Vallarta y Prolongación Durango de la colonia Progreso; “El Trópico” y “Lerdo de Tejada”, ambos en la calle Zaragoza; “Geraldine”, de la calle José Azueta; en el Centro de Acapulco fueron suspendidos.

 

Talavera Rebolledo dijo que a pesar de la difusión constante de acciones para evitar contagios del nuevo coronavirus, muchos comercios siguen sin acatar las medidas preventivas, lo cual ha dado pie al aumento de contagios y a la permanencia del semáforo epidemiológico en color rojo.

 

El funcionario municipal agregó que el gobierno de Acapulco mantiene un diálogo permanente con propietarios y encargados de las tortillerías, aunque muchos persisten en la negativa de acatar la normativa de salubridad, por lo que advirtió que no se bajará la guardia y se tomarán medidas más drásticas para hacer cumplir el reglamento y las disposiciones oficiales.