Ciudad de México.- Tener un puesto de tacos en cada esquina de los Estados Unidos – como un seguidor de Trump advirtió que sucedería de no ganar su candidato – podría generar 9.8 millones de empleos y prácticamente solucionar el problema del desempleo.

Así lo señaló el diario estadunidense The Washington Post¸ en respuesta a la alarma generada en televisión por el partidario republicano Marco Gutiérrez.

Ayer, el mexicano y fundador de Latinos For Trump, advirtió en un noticiero de la cadena MSNBC que si no se aplicaban las políticas migratorias que propone el candidato republicano, el país “tendrá camiones de tacos en cada esquina".

Al noticiero, conducido por Chris Hayes, Gutiérrez expresó:

"Mi cultura es una cultura muy dominante, se está imponiendo y está causando problemas (en Estados Unidos); si no se hace algo al respecto, ustedes van a tener camiones de tacos en cada esquina".

Sin embargo, The Washington Post, en un articulo titulado Las implicaciones a la economía nacional de tener un camión de tacos en cada esquina, Philip Bump afirmó que la idea no es tan mala.

De acuerdo a Bump, en el país norteamericano existen 3.2 millones de esquinas – o intersecciones – disponibles donde un camión de tacos podría funcionar.

“Eso es una buena noticia para la economía de cierta forma; si se estima que tres personas trabajan en cada camión, eso representa 9.6 millones de nuevos puestos de trabajo creados.

“La fuerza de trabajo en agosto fue de 159.4 millones, con 144.6 millón trabajando; al añadir 9.6 millones de trabajadores de camiones de tacos se ayudaría los Estados Unidos a llegar casi al pleno empleo - y eso sólo considerando al personal en los camiones”, señala el articulo.

Bump añade que la industria de los carritos de comida ya existe en realidad, y pese a lo poco comunes que parezcan, existen actualmente tres millones funcionando en todo el país.

Sin embargo, el articulo advierte que más allá de las ventajas económicas, se debe destacar lo que las palabras de Gutiérrez representan:

“La difusión del miedo cultural que algunos podrían ver en la terrible advertencia de Gutiérrez es la verdadera amenaza para Estados Unidos”.