México.- El director general del Fondo de Cultura Económica (FCE), Paco Ignacio Taibo II, calificó de “deleznable” y de intento de “golpe de Estado”, la renovación de la Mesa Directiva del Senado.

Al firmar un convenio el Senado con el Fondo de Cultura Económica (FCE), y con el Instituto Nacional de Estudios Históricos de las Revoluciones de México (INEHRM), para la publicación de libros históricos a bajo precio, Paco Ignacio dijo que la sustitución de Martí Batres en la Mesa Directiva, desde su opinión es violatoria de las tradiciones democráticas.

“Sobre todo violatorio del difícil proceso unitario que hemos construido para ganar las elecciones (2018). Me puso de mal humor, quien quiera que ha promovido este intento de golpe de Estado fallido, a medio fallido, o raramente producido, que cargue con las consecuencias de estar intentando romper la unidad que la izquierda ha construido penosamente para llegar a las elecciones pasadas, esto es a título personal”, expresó el director del FCE.

El director del Instituto Nacional de Estudios Históricos de las Revoluciones de México (INEHRM), Pedro Salmerón, agregó que antes de ser funcionarios son ciudadanos, por lo que pueden hablar de temas que son debate nacional.

“A cada rato nos quieren callar compadre. Antes de ser funcionarios, somos ciudadanos. Y no nos vamos a callar. Cuando dejamos de debatir entre nosotros (Morena), el día de que deje de haber discusión y conflicto, esto ya no será un gobierno de izquierda”,  afirmó Salmerón.

El presidente del Senado, Martí Batres, agradeció la solidaridad de ambos, y dijo que pese a la recesión se compran libros, y que el hecho de que el FCE tenga precios accesibles obliga a otras editoriales a bajar sus costos.

“Yo voy a buscar a mis amigos de la comisión de Cultura de la Cámara de Diputados, para abordar este tema, porque si el Fondo de Cultura Económica está vendiendo libros en plena recesión, perdón, en plena recesión editorial, debemos ayudar a que se disminuyan el precio de los libros. Qué bueno que hay libertad de pensamiento y expresión, agradezco su solidaridad”, indicó.

En entrevista, Batres reiteró que no se trata de una lucha de cargos, sino de principios.