México.-Tania Ruiz se convirtió este año en uno de los rostros más queridos de Instagram. Su estilo, belleza, estilizada figura y constantes publicaciones con consejos para el cuidado del cuerpo y la mente le hicieron ganarse el mote de la “Barbie mexicana”, por eso su ausencia de las redes sociales hace unas semanas causó extrañeza entre sus fieles seguidores.

A principios de noviembre cuando la novia del ex presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, confesó que se alejó de los reflectores porque estuvo enferma. Su padecimiento la hizo desaparecer unos días del medio que la vio encumbrarse como una de las influencers más queridas en el país.

“Les platico que llevo toda la semana entera sin salir de casa. Hoy es mi último día de medicamentos. Es la primera vez en mi vida que estoy tanto tiempo en mi casa y sin salir”, explicó en los clips, en donde apareció recostada y en pijama.

Aprovechó para “agradecer a todos sus cariño y sus palabras y ver que siempre hay gente buena, linda y agradecida con lo que tú puedas hacer o lo poquito que puedas transmitir” Ya con la voz entrecortada y al punto del llanto, añadió: “en verdad les agradezco mucho y en verdad mil, mil gracias”.

En aquella época, la también modelo no reveló la enfermedad que la hizo quedarse en cama, pero tras superar el mal, dio algunos detalles del padecimiento que la hizo adelgazar y guardar reposo.

Fue hace unos días cuando Tania lució un look Hippie Chic Girl, el cual no dudó en dar a conocer. En esta publicación aprovechó para explicar a una de sus seguidoras la razón de su delgadez extrema: “Sí, adelgacé mucho ahorita que estuve enferma de influenza y no podía salir a ningún lado en muchos días”.

La guapa rubia también dio algunos detalles sobre su enfermedad y las consecuencias en su organismo: “Lo bueno es que ya estoy perfecta de salud, porque sí se siente horrible la influenza”.

Y añadió: “Sí bajé mucho de peso. Sí comía, pero de la misma manera yo creo que el reposo te baja de peso”.

En esta publicación, como en otras, Tania escribió una de sus reflexiones que son muy bien recibidas por sus seguidores.

“Lo primero que hay que hacer para cambiar tu vida para bien: ¡Empieza por ti! Toda la felicidad que quieres se abre hacia adentro♥️. El tiempo no cambia nada sólo ubica. Después de todo, siempre he sabido sonreír. Siempre tratando de mejorar en lo que hago y ser la mejor versión de mí. Somos humanos a fin de cuentas. Siempre la única reconciliación que necesitas es la tuya. Muchas veces el perdón llega cuando los recuerdos dejan de doler”, comenzó su mensaje.

“¡Deja de ser duro contigo mismo! Ponte a pensar: ¿Tú te enamorarías de ti mismo? Muchas veces ahí está la respuesta. Siempre he dicho. Sé la pareja que quieres tener y sé el amigo o amiga que quieres tener. ¿Exiges confianza? ¿Y tu la das? Sólo tenemos un corazón y hay que serle fiel♥️. La lealtad es lo único que nos sostiene para que todas nuestras acciones siempre sean mejor”, recomendó la mujer que desde febrero acaparó los titulares de los medios de comunicación mexicanos por su relación con el ex presidente, Enrique Peña Nieto.

Tania Ruiz fue vista por primera vez con el político priista a principios de este año cuando disfrutaron de un romántico paseo por Madrid, España. Desde entonces han sido inseparables, y poco a poco han dado rastros del amor que se profesan porque en aquel entonces él aún estaba casado con la actriz Angélica Rivera.

En redes sociales han surgido fotografías y videos que demuestran la química y complicidad con la que se maneja esta pareja, pero es la transparencia de Tania lo que ha dado un toque más humano a su relación.

Fue ella misma quien confirmó el romance con una tierna publicación en su Instagram, después de varios meses de especulaciones sobre si existía o no una relación sentimental, ya que Peña Nieto continuaba casado con el actriz mexicana, Angélica Rivera.

Desde entonces han vivido un idilio de amor e incluso comparten gustos, como por las pelucas y el uso de las mismas cremas. La pareja aprovecha cualquier oportunidad que tiene para escapar a lugares románticos y pasear por Nueva York, España y en eventos públicos, principalmente, bodas.