Los 168 trabajadores del poder Legislativo que se mantenían en paro de labores desde el pasado 11 de mayo, reiniciaron actividades este jueves, luego de que ayer llegaran a un acuerdo “positivo” respecto al aumento salarial del 13 por ciento que exigían, aunque al final no revelaron el aumento que acordado con las autoridades del Congreso local.

Luego de siete días de paro, la base trabajadora que se aglutina en la sección 55 del Sindicato Único de Servidores Públicos del Estado de Guerrero (SUSPEG) se reunió ayer con el gobernador, Héctor Astudillo Flores, y con la presidenta de la Comisión de Gobierno, Flor Añorve Ocampo, con quienes llegaron a un acuerdo respecto al conflicto laboral que enfrentaban.

Entrevistado este día, el secretario general de la sección 55 del SUSPEG, Lenin Hernández Mena, señaló que luego de cuatro horas de reunión lograron tener un acuerdo positivo respecto a la demanda de incremento salarial, pero dijo que por cuestiones de seguridad, no se revelaría el monto.

Detalló que la participación del gobernador, Héctor Astudillo Flores, fue importante para dar solución al conflicto laboral, aunque reconoció que sólo actúo como mediador, ya que los recursos económicos para solventar la demanda de aumento salarial serán aportados del presupuesto del Congreso.

El aumento directo al salario de los trabajadores se verá reflejado en la próxima quincena del 30 de mayo, y será retroactiva al 15 de mayo, ya que los aumentos anuales que perciben los sindicalizados del poder Legislativo se reflejan a partir de la primera quincena de este mes.

Hernández Mena detalló que los recursos para el aumento salarial de 137 trabajadores del Congreso se realizaría a partir de un reajuste al presupuesto, sobre todo de gastos operativos; mientras que de los 31 trabajadores de la Auditoría General del Estado, será ese órgano quien se encargue de hacer el pago correspondiente con recursos propios.

Respecto a la declaración que este miércoles hizo la diputada Flor Añorve Ocampo en la que reconoció que el aumento salarial no fue proyectado en el presupuesto del poder Legislativo para este año, el dirigente sindical respondió que no se puede evadir la responsabilidad y decir que no fue considerado, sobre todo, cuando desde la pasada legislatura los trabajadores entregaron su pliego petitorio.

“No podemos evadir nuestra responsabilidad y decir que no fue considerado cuando nosotros anticipadamente entregamos el pliego a la anterior legislatura para que en el proceso de entrega-recepción quedara de manifiesto. El 21 de septiembre lo volvimos a entregar, ya con la actual legislatura”, aseguró.