Ciudad de México.-The Witcher, protagonizado por Henry Cavill con la melena canosa del brujo cazamonstruos Geralt de Rivia, ha sido uno de los grandes éxitos de Netflix en los últimos meses. Siendo así, no es de extrañar que la plataforma de VOD quiera sacarle el máximo rendimiento posible a una de sus apuestas estrella.

La segunda temporada reanudará su rodaje en agosto tras el parón que ha sufrido debido a la crisis del coronavirus, y podría alargarse como mínimo hasta febrero de 2021. En agosto de ese mismo año, si todo va bien, podríamos reencontrarnos con el brujo de Cavill en la pequeña pantalla.

Sin embargo, Netflix no quiere limitarse a esta serie y ha decidido ampliar el universo de The Witcher con el spin-off The Witcher: Blood Origin, tal y como acaba de anunciar en redes.

Por lo que ha adelantado el servicio en sus cuentas oficiales de Twitter, ya sabemos que esta nueva ficción será una precuela que ahondará en el primer brujo del universo The Witcher.

Se trata de un spin-off en acción real que contará con seis episodios y estará firmado por Declan de Barra y Lauren Schmidht Hissrich, productor y creadora de la apuesta protagonizada por Henry Cavill.

En palabras de De Barra (vía EW), “siempre me ha perseguido la misma pregunta desde que leí por primera vez los libros de The Witcher: ¿Cómo era ese universo antes de la llegada de los humanos? Siempre me ha fascinado el auge y caída de las civilizaciones, cómo la ciencia, el descubrimiento y la cultura florecen justo antes de la caída”.

“The Witcher: Blood Origin contará la historia de la civilización Elven antes de su caída y, sobre todo, revelará la historia olvidada del primer brujo”, ha añadido. Hissrich, por su parte, ha asegurado que “es un reto emocionante explorar y expandir el universo de The Witcher”.

La serie se rodará en Reino Unido, tal y como ha informado la publicación norteamericana.