México.- Las tortillerías de Chilpancingo suspendieron la entrega de bolsas de plástico tras la reforma aprobada hace dos meses por el Congreso de Guerrero a la Ley 593 de Aprovechamiento y Gestión Integral de los Residuos del estado que prohíbe el uso de bolsas de plástico de un solo uno, además de unicel y popotes.

La suspensión del plástico inició el lunes. Los negocios informaron a sus clientes de la medida y pidieron llevar sus propias bolsas que no sean de un solo uso.

Luego de la reforma aprobada por el Congreso en marzo, otros establecimientos iniciaron con la suspensión de bolsas, entre ellos las tiendas Aurrera, Walmart y Oxxo.

Con la reforma el artículo 49 BIS de la Ley 593 de Aprovechamiento y Gestión Integral de los Residuos se prohíbe a los establecimientos industriales, comerciales y de servicios proporcionar a los consumidores, a título gratuito u oneroso, cualquier tipo de bolsa de plástico desechable para el acarreo de productos.

Además, proporcionar envases de poliestireno expandido (unicel) en la venta y entrega de alimentos, y usar, entregar o vender popotes de plástico. Se excluye de esta prohibición, los popotes que se empleen en hospitales o por cuestiones médicas, siempre y cuando sean de material biodegradable.

La iniciativa fue presentada por los diputados de Morena, Moisés Reyes Sandoval, y el ahora delegado federal, Pablo Amílcar Sandoval Ballesteros, a petición de organizaciones ambientalistas.

De acuerdo con Reyes Sandoval se dará un plazo para que los establecimientos tomen medidas ante la prohibición del plástico, la reforma se aplicará a partir del 2020.