Guerrero.- Trabajadores del Ayuntamiento de Chilpancingo, agremiados a la sección 28 del Sindicato Único de Servidores Públicos del Estado de Guerrero (SUSPEG), protestaron este viernes en Palacio Municipal, para exigir al alcalde Antonio Gaspar Beltrán el bono del Día del Servidor Público.

La manifestación, en la que participaron unas 20 gentes, se llevó a cabo exactamente en las oficinas de la Secretaría de Finanzas y posteriormente a las afueras del Ayuntamiento.

Entrevistado en el lugar, el secretario general de esa fracción del SUSPEG, Pedro Martínez Martínez dijo que esta prestación debió ser pagada el 8 de septiembre, pero que han pasado tres días y no se han realizado las dispersiones a los 700 trabajadores de base.

El monto que el primer edil adeuda por el total de los empleados, asciende a casi 2 millones de pesos, dijo el líder sindical.

También, los manifestantes solicitaron a Gaspar Beltrán cumpla con su demanda de incremento salarial del 30 por ciento, el cual está incluido en pliego petitorio 2020 que le entregaron en el mes de marzo.

Esta manifestación en contra del gobierno municipal se suma a la que mantienen empleados sindicalizados de la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado de Chilpancingo desde el martes 1 de septiembre de este año en las oficinas administrativas, operativas y en los tanques de agua del organismo, ante incumplimiento a sus peticiones.