El sistema masivo de transporte Acabús cuenta con 20 estaciones distribuidas en la ciudad de las cuales, dos son terminales y 18 estaciones son para las rutas alimentadoras.

Las estaciones terminales son las denominadas RT2, es decir que son más amplias y se encuentran en la comunidad del Paso Limonero hasta llegar al hotel Oviedo, mientras que las 18 estaciones restantes, se encuentran distribuidas por donde pasarán los camiones de las rutas alimentadoras.

Estas estaciones se encuentran en Oviedo-Zócalo, Michoacán, Jacarandas, Central de Abastos, Melchor Ocampo, Palacio Municipal, Zapata, Paso Limonero, Seguro Social, Las Anclas, Renacimiento, La Venta, Cine Río, Encino, La Postal, Retorno, Ricardo Flores Magón, Dr. Ignacio Chávez, Vacacional y Leyes de Reforma.

El asesor del gobierno de Guerrero para el Acabús, Fernando Donoso Pérez, detalló que las 18 estaciones por el volumen de usuarios que albergará, tienen la apariencia de dos en una.

“Está calculado y hay espacios porque el Acabús pasara constantemente. Nunca se va a ver que se llene la estación, está sobrada”, afirmó el funcionario.

Además, las estaciones cuentan con dos despachadores de tarjetas electrónicas que al principio del arranque del transporte, se tendrán edecanes para que la gente empiece a conocer cómo funciona y se acostumbre, pero es “como un cajero automático”, precisó Donoso Pérez.

Las estaciones cuentan con un baño que sólo podrá ser utilizado por el personal de seguridad.

Actualmente las estaciones cuentan con al menos un guardia, que, al arranque “de prueba” anunciado para este 31 de mayo para asociaciones civiles y universitarios se duplicara, ofreció el asesor.

Esta mañana se observó a un guardia de la empresa Seguretat en la estación ubicada frente al Palacio Municipal. Su función, explicó, es el control de acceso y proteger las instalaciones, aunque admitió que aun no recibe indicaciones de sus funciones posteriores al arranque del transporte.

Acerca del amparo que interpuso el arquitecto urbanista Domitilo Soto a fin de que no se remueva la ceiba ubicada en la avenida Cuauhtémoc por donde pasará el Acabús, Donoso Pérez dijo que no tenía opinión alguna sobre el tema y pidió que “quien tenga interés en el asunto que presente sus pruebas y lo resuelva el juez” y dijo que esperará el dictamen del juez para saber si re reubicará.