México.- El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, rechazó el martes las acusaciones de racismo que se han vertido en su contra por la guerra dialéctica que ha mantenido desde mitad de julio con legisladoras provenientes de minorías étnicas y destacadas figuras negras.

"Soy la persona menos racista del mundo", dijo a periodistas en la Casa Blanca.

En las dos últimas semanas, Trump atacó a cuatro congresistas demócratas, a un legislador negro, representante del área de Baltimore, y a un activista de los derechos civiles de minorías.

Sus comentarios levantaron señalamientos de que el mandatario promueve las divisiones raciales en Estados Unidos mientras apela a su base blanca de clase trabajadora con miras a las elecciones del próximo año.