Ciuda de México.-Ser separados del plantel en el Guadalajara y recibir una multa económica no son las únicas consecuencias que podrían sufrir Alexis Vega y Uriel Antuna por irse de fiesta en plena pandemia y a dos días de jugar un partido contra el Toluca.

Su falta de autocontrol también podría costarles no estar presentes en la próxima convocatoria de la Selección Nacional.

El Tricolor tiene programado un juego amistoso contra Costa Rica, el 30 de septiembre en el Estadio Azteca, y el entrenador nacional, Gerardo Martino, desconoce cuánto tiempo no jugarán, así es que no los tomaría en cuenta, pero lo más grave es que al Tata no le gustó ni tantito su actitud y falta de profesionalismo, por lo que su ausencia podría ser prolongada.