En diversos sucesos delictivos en municipios del estado de Guerrero, hasta esta tarde ya han asesinado a cinco personas en crímenes cometidos con piedras, armas punzocortantes o de fuego, según reportes de la policía.

Una mujer asesinada a pedradas fue hallada la madrugada de este día por pobladores en el paraje La Barranca del Salitre, en la comunidad de Nuevo Balsas, Cocula.

A las 04:00 horas de este lunes, la víctima identificada por un familiar como Silverina Sandoval, de 40 años, e indicó que vivía en Cuernavaca. Dijo que había ido a ese poblado de visita y desde el viernes estaba desaparecida.

En Chilpancingo, de diversos disparos de arma de fuego cuando conducía un vehículo en la calle Circuito Deportivo, cerca de las instalaciones de la Unidad Deportiva de esa ciudad, en la colonia Bosques del Sur, fue asesinado un hombre a las 13:50 horas.

De ese crimen, primero se indicó que había ocurrido una balacera cerca de la Unidad Deportiva Chilpancingo y del restaurante Rincón Charrúa, ya ahí, los policías encontraron un vehículo Jetta, el cual quedó arriba de la banqueta y adentro estaba el cuerpo de la víctima.

Entorno a la escena del homicidio había 20 casquillos percutidos calibre .9 milímetros y en el vehículo se observan unos 15 impactos de bala.

A puñaladas acabaron con la vida de un joven en la comunidad de Oxtutla, municipio de Copalillo, en la zona Norte del estado de Guerrero. El deceso fue registrado a las 08:00 horas de este lunes.

La víctima estaba degollado y apuñalado con un arma blanca navaja, en la calle principal de esa comunidad, según el reporteo que dieron los habitantes a la policía.

La víctima fue identificada por sus familiares como Germán Morales de 18 años, vecino de ese lugar.

Y en Acapulco, a las 17:00 horas de este día, el conductor de una unidad del transporte público de la ruta a la colonia Jardín, fue asesinad en la colonia Bella Vista cuando conducía la unidad. Fue identificado como Gilberto Mendoza Solís.

El cadáver fue trasladado a las instalaciones del Servicio Médico Forense (Semefo).

También, en la calle Lázaro Cárdenas de la colonia Altamira, un hombre fue ultimado con disparos de arma de fuego. Está en calidad de desconocido, sólo se indicó que su edad probable era de 35 años.

En el lugar había casquillos percutidos de arma de fuego calibre .9 milímetros, y uno calibre .38 Súper. Además, la víctima tenía un balazo en la cabeza.