El gobernador Héctor Astudillo Flores dijo que en próximos días se anunciará quien será el “vocero único” que el gobierno federal designaría para el estado de Guerrero a fin de que comunique información oportuna y desmienta rumores sobre enfrentamientos entre fuerzas federales y delincuentes.

Dijo que este vocero cuanta con experiencia y claridad del papel que va a jugar, “lo va a hacer bien”, afirmó el gobernador.

El gobernador fue entrevistado luego de asistir esta tarde a la colonia Zapata de Acapulco donde festejó con vecinas del lugar el Día de las Madres.

En otros temas, Astudillo dijo que no es posible saber si los civiles armados que irrumpieron en Chilapa el 9 de mayo de 2015 son del grupo criminal Los Ardillos que operan en Quechultenango.

Hace un año, tras la entrada de hombres armados que quisieron hacerse pasar como autodefensa, se reportó un centenar de desapariciones, aunque sólo una docena fueron documentadas.

Dijo que lo que saben es que no se trata de comunitarios que pertenezcan a una población sino que “son mucha gente de varios pueblos que no están facultados para hacer ese trabajo”.

“El ambiente cambio a partir de que llegó el Ejército y de que se tomaron medidas, no de que ellos llegaran. Las pruebas son los últimos días, no se les permitió la entrada a Chilapa, ni se les va a permitir porque la sociedad se espanta, entra en un estado de terror, la última vez que entraron, no entraron a saludar a la gente”, dijo.

El área de esta popular colonia de Acapulco, con uno de los índices más altos de violencia, fue resguardado por policías estatales y federales, mientras las mujeres de diferentes edades convivían y bailaban.